Recapitulando ligeramente con el anterior post publicado sobre el iWeekend que se celebraba el primer fin de semana de noviembre en Valencia, nos damos cuenta de que estamos avanzando hacia sistemas de innovación cada vez más abiertos.

La innovación, la creatividad empresarial, es algo cada vez más dinámico y fluido entre empresas, instituciones o individuos. Ya no se busca la innovación sólo dentro de la empresa, sino a través de colaboraciones externas. Es el caso de la gran empresa Procter & Gamble y su programa Conectar + Desarrollar. Un programa que lleva desarrollando desde 2001 y al que invitan a participar a otras empresas, individuos, gobiernos, laboratorios, instituciones de investigación y emprendedores a participar con proyectos que contribuyan a resolver las necesidades de sus marcas y categorías.

Para dimensionar lo que Conectar + Desarrollar significa solo hay que fijarse en los resultados del primer año. Durante 2001 se propusieron como objetivo que el 50% de las innovaciones de la empresa provinieran de colaboraciones externas. Una meta bastante elevada a la que, curiosamente, llegaron y sobrepasaron sin mucho esfuerzo.

Este hecho significó una revolución en muchos de los productos de la empresa y también dentro de la propia empresa. Por ello no han dejado de realizarlo año tras año demostrando que para innovar es necesario escuchar y saber apreciar lo que tus agentes externos te dicen.

Deja un comentario